top of page
  • Santiago Restrepo

El hábito de estar en ceros

Actualizado: 13 abr 2022

despacio es avanzar
El hábito de estar en ceros. Por Santiago Restrepo Barrera
El hábito de estar en ceros, por Santiago Restrepo

Recientemente descubrí uno de los mejores hábitos que cualquier persona pudiera tener, el hábito de estar en ceros. ¿Pero qué significa esto? Significa, no tener pendientes, tener la oportunidad de elegir un nuevo camino para todo aquello que te quieras proponer sin la necesidad de estar sufriendo por todo aquello que te falta terminar de hacer.


Una de las más grandes dificultades en todo proceso es empezar, y esto se debe a que es poco frecuente que tengas el tiempo y la "energía" para esto, pero también, es porque necesitas terminar todo aquello que se encuentra en tu listado de cosas por hacer para poder darte la oportunidad de iniciar algo nuevo sin la preocupación de dejar "otro frente" abierto en tu vida. La solución, por más lejana que parezca, se trata de estar en ceros, de darte la posibilidad de borrar el tablero lleno de tareas para así proponer una nueva.


Empecemos por algo pequeño, imagina tener los pendientes del hogar, la cama sin tender, la loza llena, ropa sin arreglar y papeles sin ordenar, ¿en qué momento tendrías cabeza para un nuevo cambio en tu hogar, si las pequeñas situaciones ocupan tu atención? Ahora imaginemos algo quizás más grande, tu vida laboral, imagina tu listado de pendientes, los correos sin leer, las promesas sin cumplir y una gran cantidad de pequeños detalles que te restan grandes cantidades de tranquilidad. En cualquiera de los dos casos, tu capacidad de ser propositivo, creativo, e innovador se ve limitada porque has consumido en el día, semana y mes los mejores recursos que tienes para lograr sorprender con un nuevo comienzo, que son, tu paciencia, tiempo, motivación y una cabeza fresca o por lo menos no tan saturada.


Pero ¿Cómo podemos lograr empezar de cero? elige el listado de pendientes más pequeño que tengas, quizás no sea el más importante, pero aún así, son pendientes y por lo tanto también te están restando paciencia, tiempo, motivación y una cabeza fresca. Puede ser los pendientes del carro, del hogar, con alguna persona cercana, un amigo, o un familiar, o sencillamente es un cajón que te asusta cada vez que lo abres y te desespera tener que pensar en este. En segundo paso es poner un cronometro de 10 minutos, y en este tiempo, que no tengas posibilidad de ver tu celular, distraerte con el gato o con cualquier otro asunto que sabes que tiende a aparecer con facilidad, elimina esta posibilidad por este tiempo, son solo 10 minutos, y ve por el elemento de la lista que más te incomode. Una vez cumplas con ese pendiente que te fastidia o molesta, estarás significativamente mucho más cerca a tener un listado de pendientes en ceros. Será cuestión de un poco más de constancia para lograr tener un listado tan libre que te permita poner una nueva tarea motivadora, que sea significativa para tu vida y la de los demás.


Tener pendientes en ceros es posible, y una vez lo logras debes aprender a desarrollar hábitos que te permitan mantenerlos así. Para esto te recomendamos otras lecturas de este blog, que te permitirán fortalecer tus hábitos y lograr mantener los mejores cambios en tu vida. Siempre recuerda que despacio es avanzar, y que los mejores cambios se logran con paciencia.


Por Santiago Restrepo Barrera

72 visualizaciones1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page